Cirineo Sustituto

El calor de marzo abrazaba la tierra seca, adornada de pequeñas piedras sin color. El paisaje bicromático decoraba la soledad donde Hortacio se recargaba sobre el tronco áspero de un mezquite. Era su única posibilidad para escapar del calor. Sentía la cara hirviendo, pero no sabía exactamente la causa; si el insoportable infierno del clima Seguir leyendo